viernes, 26 de junio de 2009

Ministerio de Compasión


El Ministerio de Compasión se fundamenta en el mandato Bíblico:

De visitar a los presos, “Acordaos de los presos, como si estuvierais presos juntamente con ellos; y de los maltratados, como que también vosotros mismos estáis en el cuerpo” (Hebreos 13:3).

De acordarse de los huérfanos y las viudas, “La religión pura y sin mácula delante de Dios el Padre es esta: Visitar a los huérfanos y a las viudas en sus tribulaciones…” (Santiago 1:27).

Porque el Señor Jesús dijo, “Porque tuve hambre, y me disteis de comer; tuve sed, y me disteis de beber; fui forastero, y me recogisteis; estuve desnudo, y me cubristeis; enfermo, y me visitasteis; en la cárcel, y vinisteis a mí” (Mateo 25: 35-36).

Por ello nuestra Iglesia en la medida de sus posibilidades económicas realiza algunas actividades, como visitar la cárcel de ciudad y el sistema penitenciario, entre unas tres o cuatro veces al año. Durante la visita se lleva lo primordial como es compartir El Inmenso Amor de Dios para con todas la personas no importando la condición en que se encuentren, Dios nos ama aunque seamos como el hijo prodigo, lo importante es que al igual que el muchacho prodigo reconoció que había pecado contra el cielo y contra su padre, entonces Dios está presto a perdonar nuestras rebeliones y pecados. Además se comparte con los privados y privadas de libertad un pequeño refrigerio. Esta actividad se realiza en conjunto con el Ministerio de Evangelismo.

El ministerio de compasión cuenta con un grupo de hermanos (as) que realizan visitación a los hermanos que se encuentran enfermos y/o en problemas para orar por ellos.

Presidenta 2012-2013: Hna. Lorena Cubillo

Nuestra Gente

Created with Padlet